domingo, 3 de marzo de 2013

Feria del Libro en San José de las Lajas


Mayabeque amplía sus leyendas

 

El rescate cultural matizó la fiesta literaria en esta provincia, donde se retomó un certamen con el nombre de Francisco Riverón, orgullo de las letras mayabequenses —ganado por Elizabeth Álvarez, en la foto—, se homenajeó a Encarnación de Armas por su cumpleaños 80 y se presentó una novela en décimas basada en hechos ocurridos en el territorio




Leyendas de Mayabeque, de Omar Felipe Mauri —relevante escritor y presidente de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba en esta provincia—, fue el primer título presentado durante la fiesta del libro aquí, tras las palabras inaugurales pronunciadas en el bulevar de San José de las Lajas por la destacada escritora Felicia Hernández Lorenzo.

La primacía fue acaso anuncio de un saludable matiz de rescate cultural que se hizo patente a lo largo de la cita literaria en este occidental territorio, mediante la cual el público lector sostuvo animados intercambios con escritores anfitriones e invitados, entre estos últimos el carismático narrador Yoss.

Como parte de los espacios dedicados al análisis, el poeta e investigador Juan Carlos García Guridi aportó singulares valoraciones en torno al bardo Francisco Riverón Hernández (en la foto), orgullo de las letras mayabequenses por la proyección que tuvo su obra para la creación poética decimística de todo el país durante el pasado siglo.

Con su nombre, fue retomado un certamen de poesía en la estrofa de diez versos, realizado más de una década atrás, en única edición, por la antigua provincia de La Habana, y ganado entonces por el poemario Viril mariposa dura, de Péglez. Mayabeque decidió su rescate para la Feria, y en esta, su primera convocatoria —a la que respondieron con sus obras escritores de varias provincias—, por decisión unánime del jurado —Felicia Hernández, Guridi y Péglez— el lauro recayó en El libro del ángel gris.

Una vez abiertos los sobres con seudónimos que guardaban la identidad de los aspirantes al galardón, sobrevino la feliz sorpresa: El conjunto seleccionado era de la autoría de Elizabeth Álvarez Hernández (Güines, 1976), una de las voces más prominentes de la décima en Mayabeque y en todo el país, con resultados importantes como el Premio Décima Joven de Cuba 1995 y mención en el concurso nacional Cucalambé de ese año y en 1997, así como el segundo lugar en el VII concurso nacional Ala Décima (2007). Su obra ya publicada comprende varios poemarios, entre ellos El cuerpo prometido (Ediciones La puerta de papel, La Habana, 2000) y Un río junto al espejo (Editorial Unicornio, La Habana, 2006; poemas de ese libro en nuestros archivos: Dolor, Cambio de año y Del ángel).

Un cariñoso y merecido homenaje, en el año del aniversario 80 de su natalicio, fue tributado a Encarnación de Armas Medina, primera mujer que conquistó el Premio Nacional Cucalambé, convocado por Las Tunas, lo cual ocurrió en 1994, con su decimario Beso que desata luz.

Otra evidencia del fuerte apego de la región a la poesía en estrofas de diez versos, fue la presentación de la novela en décimas Carmen Rosa Milanés, la hija de Don Joaquín, de Iris Travieso Oliva. Una obra bajo el sello de la Editora Abril, que narra en más de mil estrofas una trama basada en hechos ocurridos en el territorio.

De El libro del ángel gris, cuaderno de Elizabeth Álvarez Hernández, el cual resultó ganador del concurso de décima Francisco Riverón Hernández aquí premiado, es esta estrofa que abre el volumen:


LA PUERTA


La décima es una puerta.

Sólo intento la escritura,
(Por si el silencio madura
y algún verso se despierta.)

El ángel gris ya no pasa
y su ausencia me desplaza.

Todo cuando a escribir iba
escrito fue.
……………..Sin opciones
emprendí las variaciones
turbulentas del escriba


OTROS ESCRITORES DECIMISTAS
DE ESTA PROVINCIA AQUÍ PUBLICADOS:

FELICIA HERNÁNDEZ LORENZO (Güines, 1957). Una de las adelantadas en el proceso de revitalización de la décima escrita cubana por su poemario Con irreverencia y gratitud, publicado en 1990 por la habanera editorial La puerta de papel. Alcanzó en el 2003 el Premio de Poesía Regino Boti con Rapsodia en A Menor (Editorial El Mar y la Montaña, Guantánamo, 2004). Por su obra literaria publicada y su quehacer pedagógico, es una de las más importantes intelectuales de esta provincia.

ENCARNACIÓN DE ARMAS MEDINA (Jaruco, 1933). La primera mujer en conquistar el Premio Nacional Cucalambé, en 1994, con el libro Beso que desata luz (Editorial Sanlope, 1995). Tiene otros títulos publicados, como Tengo un ala, Abril no tiene la culpa y Atisbo desde el desvelo. Merecedora de numerosos reconocimientos, en concursos nacionales como Ala Décima, Décima al filo y Modesto San Gil, de Ciego de Ávila.

JUAN CARLOS GARCÍA GURIDI (Batabanó, 1968). Acucioso investigador de la décima, es además poeta decimista en la escritura y también en la improvisación. Entre otros libros publicados, merece atención particular su interesante decimario Norias, dado a la luz por la Editorial Unicornio. Mereció el Premio Extraordinario de la CTC en el XV concurso nacional de poesía Regino Pedroso 2012. Es miembro del Grupo Ala Décima desde el año 2002 y su representante en la provincia.